Cómo constuir una casa

Hola, ¿cómo estás?

En este apartado de nuestro blog te iremos contando las diferentes cosas que debes conocer si quieres saber cómo construir una casa.

En sucesivas entradas iremos hablando de temas como: cuánto cuesta construir una casa, como elegir un terreno para construir una casa, como elegir el constructor para construir una casa, etc…

No obstante, vamos a contarte a continuación, a grandes rasgos, los temas fundamentales que se deben de tener en cuenta para construir una casa.

I. La elección de la parcela

Para construir tu casa, lo primero que necesitarás será tener un terreno o una parcela. Bien porque ya sea de tu propiedad, bien porque debas adquirirla para la construcción.

Evidentemente, el tipo de terreno o parcela, condiciona cómo construir una casa.

Existen diferentes tipos de parcelas. En posteriores entradas de nuestro blog también hablaremos con más detalle sobre este asunto, de todas formas te pasamos ahora un pequeño adelanto.

Parcelas aisladas para construir una casa
Por lo general, son parcelas con bastante superficie, donde está permitido construir manteniendo una serie de distancias a las parcelas colindantes.

Urbanísticamente, se suele condicionar el porcentaje de ocupación en planta, el número de alturas y los metros cuadrados construidos, entre otros parámetros.

Son parcelas donde es posible disfrutar de espacio exterior a la vivienda donde podrás plantearte la construcción de una piscina, un jardín exterior, zonas de juego, zonas de descanso, etc…

Parcelas entre medianeras para construir una casa
Suelen ser parcelas con más condicionantes o más limitaciones que las anteriores a la hora de construir una casa. Solemos tener casas construidas a ambos lados y sólo quedan dos frentes libres: la fachada principal y la fachada posterior.

En este tipo de parcelas se suelen construir casas en altura, mientras que en las anteriores se suele construir casas en superficie. Al estar limitado por los laterales es más difícil conseguir soluciones interesantes, de todas formas para eso estamos los arquitectos, siempre encontraremos alguna solución que te guste!

Terreno urbano
La mayoría de parcelas, tanto las aisladas como las que están entre medianeras, suelen estar dentro de terrenos urbanos que ya han sido urbanizados y disponen de todas las dotaciones necesarias para construir una casa.

Terreno rústico
Los terrenos rústicos o no urbanizables son más complicados a la hora de construir una casa y están sujetos a determinados condicionantes que deberás de consultar con un arquitecto antes de construir una casa o podrás llevarte alguna sorpresa desagradable!!!

La forma de la parcela también va a ser un condicionante sobre como construir una casa. Las podemos encontrar de forma regular o irregular, tanto la que presenta en planta como su perfil. Puede haber parcelas planas pero con una forma regular o irregular en planta. Y podemos encontrar parcelas con una forma regular en planta pero con grandes desniveles en su perfil.

Además del tipo y la forma de la parcela, como comentábamos antes, la normativa urbanística, también nos condicionarán como construir una casa.

Desde CU4 ARQUITECTURA, siempre te aconsejaremos bien y te recomendamos que te asesores bien antes de realizar la compra de la parcela.

II. El proyecto

Es un documento necesario donde se recogen todas las ideas que tengas sobre cómo construir una casa.

Contiene toda la información necesaria para la empresa que tenga que construir la casa y para poder valorar los costes de la construcción. Además de ser necesario también para poder solicitar la licencia de obras que deberás obtener antes de construir una casa.

El Proyecto puede subdividirse en Proyecto Básico y Proyecto de Ejecución. Con el Proyecto Básico ya podrás solicitar licencia en el Ayuntamiento. Con el Proyecto de Ejecución y la licencia concedida ya podrás iniciar la construcción de tu casa.

En siguientes entradas de nuestro blog hablaremos con más detenimiento del contenido de los proyectos y del nivel necesario de detalle para construir una casa con garantías. También hablaremos del resto de documentación necesaria.

El arquitecto es el único técnico reconocido y habilitado por Ley para realizar el proyecto de una vivienda y llevar la dirección de obra para construir una casa. En CU4 ARQUITECTURA estamos preparados para ayudarte en todas estas gestiones, con lo que tú sólo tendrás que preocuparte de decirnos cómo quieres tu casa.

Además del Proyecto, será necesaria toda una serie de documentación adicional como: el Estudio geotécnico del terreno, el Estudio de gestión de residuos, los ensayos del Control de calidad, etc…Hablaremos de éstos y otros aspectos, con más detalle en posteriores post.

III. Las gestiones y los gastos necesarios para construir una casa

Además de la parcela y del proyecto, existen toda una serie de gastos y trámites administrativos necesarios para construir una casa

Hablamos de todo esto en la primera entrada de nuestro blog: cuánto cuesta construir una casa.

Te indicamos de forma pormenorizada: documentación necesaria que hay que presentar, los principales gastos y gestiones, dónde hay que acudir, plazos aproximados, etc…

IV. El momento de construir la casa

Suponiendo que ya tenemos la parcela, el proyecto y la licencia. Ya podríamos pasar a hablar de cómo construir una casa centrándonos exclusivamente en la parte constructiva.

Una vez llegados a este punto, necesitaremos un buen contratista. Lo ideal es pedir varios presupuestos a distintas empresas de construcción y estudiarlos con el arquitecto para asegurarse de que están completos a fin de evitar sorpresas.

Un precio cerrado y «llave en mano» es lo más recomendable aunque no es muy habitual. Como también que incluya el plazo y la fecha prevista de finalización de la obra y las posibles penalizaciones en caso de retrasos.

Por otra parte, a no ser que tengas experiencia en esto o te dediques de alguna forma a la construcción, te desaconsejamos que seas quien contrate a cada gremio especializado por separado, pues en ese caso estarás actuando como contratista principal de la obra y aparte de tener que encargarte de la coordinación de todo el personal de cada empresa, tendrás obligaciones adicionales en materia de seguridad y salud laboral.

Por lo tanto, es muy importante, elegir bien a la empresa constructora y la elección de la empresa que va a construir tu casa no puede regirse exclusivamente por la economía.

La dirección de la obra

Una vez tengas elegida la empresa constructora, es aconsejable confiar en unos buenos profesionales cuando llega el momento de construir una casa, que se encarguen de controlar y supervisar la ejecución de las obras para que la casa termine siendo como está definida en el Proyecto.

En CU4 ARQUITECTURA nos encargaremos de la dirección de obra en los aspectos técnicos, medioambientales, estéticos y urbanísticos.

También tendrás que contratar a un aparejador o arquitecto técnico como director de la ejecución de la misma, en CU4 ARQUITECTURA también podemos ofrecerte este servicio. Este será el responsable de la calidad y la seguridad durante la edificación, controlando el cumplimiento de todas las especificaciones del proyecto.

Porque por ley es necesario llevar un seguimiento del Control de Calidad sobre los materiales empleados en obra y sobre la ejecución y puesta en obra. Habrá que realizar ensayos y pruebas de servicio de las diferentes partes e instalaciones que conforman la casa.

Será necesario llevar un control de la Seguridad y Salud de las personas que intervienen en la construcción de la casa.

Las distintas fases de obra para construir una casa

Por lo general, y teniendo en cuenta las diferencias que puedan existir entre unas y otras obras, estas son, de forma resumida y agrupada, las distintas fases por las que tendremos que pasar para construir una casa:

Excavación y cimentación

Esta primera fase consiste en preparar el terreno de la parcela y generar la excavación necesaria que albergará la cimentación de la nueva casa.

Una vez limpio y preparado el terreno, habrá que replantear (marcar) el terreno para comenzar la excavación de los pozos de cimentación o de la losa de cimentación, según el caso.

Una vez la excavación realizada, verteremos el hormigón de limpieza, sobre el cual podremos montar toda la armadura de acero corrugado para la cimentación y los arranques de los pilares que enlazarán con la estructura.

Por último, sólo faltará verter el hormigón y esperar a que fragüe.

Estructura

Cuando ya tengamos la base o la cimentación de la casa, podremos pasar a construir la estructura.

Existen multitud de tipos de estructuras, al igual que diferentes tipos de cimentaciones. Las más estandarizadas son las compuestas por elementos prefabricados con forjados unidireccionales.

En próximas fechas, dedicaremos un post para hablar de los diferentes tipos de estructuras: hormigón armado, acero, madera, muros de carga de fábrica de ladrillo, de fábrica de bloque de hormigón, etc…

Esta es una de las partes menos costosas en tiempo y que más aparentan al construir una casa. Pues en pocas semanas es posible llegar a ver el verdadero volumen que va a alcanzar la vivienda que estamos construyendo.

Cerramientos, cubiertas y carpintería exterior

Esta fase suele conocerse como la de las envolventes o el “cascarón” exterior de la vivienda.

Comprende la ejecución de los cerramientos exteriores que suelen estar compuestos por varias capas que nos protegen y nos aíslan del exterior, junto con las carpinterías y los acristalamientos exteriores.

Estos cerramientos verticales, junto con las cubiertas horizontales, suelen contener los aislamientos que dotan de confort al interior de la vivienda y que evitan la pérdida o la ganancia de temperatura entre el interior y el exterior de la vivienda.

En próximas entradas de nuestro blog hablaremos exclusivamente de los diferentes tipos de aislamientos que existen en el mercado. También dedicaremos una entrada a las carpinterías y los acristalamientos exteriores.

Al igual que los cerramientos verticales o fachadas, las cubiertas también son una parte muy importante a tener en cuenta al construir una casa. Nos ofrecerán dos características fundamentales: impermeabilización y aislamiento respecto del exterior. Funciones básicas de la arquitectura, protección y confort.

Una vez terminemos de construir esta fase, la casa podrá quedar cerrada y protegida y ya nos podremos centrar en trabajar sólo por dentro, sin quedar a expensas de la climatología, los posibles robos de materiales, el riesgo que conlleva siempre una obra abierta, etc…

Distribución e instalaciones interiores

En el interior de la vivienda tendremos que replantear las distribuciones que aparecen en los planos y ejecutar las tabiquerías que nos servirán para distribuir los diferentes espacios y para pasar las diferentes instalaciones.

Por lo que respecta a las instalaciones, podemos distinguir diferentes tipos. Las más habituales e imprescindibles son: fontanería y saneamiento e instalación eléctrica.

A estas instalaciones, podremos añadir: producción de agua caliente sanitaria y calefacción, climatización, instalaciones de domótica, instalaciones de energías renovables, instalaciones especiales, etc…

Revestimientos, equipamientos y acabados

Quizás esta sea la parte más divertida y en la que más te guste o apetezca intervenir al construir una casa.

Llegado el momento, habrá que elegir los materiales de revestimiento y acabados que le vamos a querer dar a los suelos, las paredes y los techos. Desde CU4 ARQUITECTURA, basándonos en nuestra experiencia, recomendamos que todo esto se quede hecho y decidido mucho antes de que llegue el momento de su puesta en obra.

Igualmente, habrá que elegir las griferías, los aparatos sanitarios (duchas, bañeras, lavabos, inodoros, etc…), la cocina, las puertas y los armarios, etc…

Con todas estas fases superadas y ejecutadas, habremos llegado a construir una casa, pero todavía nos faltarán algunas cosillas para poder terminar y descansar.

El final de obra

Tras un montón de decisiones y trabajos, finaliza la construcción de la casa. Una vez realizadas las oportunas revisiones, el arquitecto y el aparejador os firmaremos el certificado de fin de obra, con el que podrás solicitar la licencia de primera ocupación en el ayuntamiento, imprescindible para poder entrar a vivir.

A la vez podrás solicitar que te expidan la cédula de habitabilidad, con la que podrás dar de alta todos los suministros necesarios para tu nueva vivienda: electricidad, agua, gas y telecomunicaciones.

Además, tendrás que declarar la nueva construcción en el Catastro y, por último, formalizar una escritura pública de la casa ante Notario e inscribirla en el Registro de la Propiedad.

Después de todos estos trámites (y pagos), ya podrás relajarte y disfrutar de tu nueva vivienda.

Esperamos haberte explicado bien como construir una casa y que te animes a hacerlo. Si te decides puedes contar con nosotros desde el primer momento, nosotros te guiaremos y te acompañaremos hasta el final de la obra.

Aquí tienes más información  sobre cómo construir una casa 

Cuánto cuesta construir una casa

Si estás pensando en construir una casa y quieres saber cuánto cuesta construirla debes de tener en cuenta toda una serie de costes, que quizás todavía no conozcas y que te detallamos a continuación. Antes de empezar hay que hacer...

Read More